Club Tragon   Sub head    
 
 
HISTÓRICO
 
Cenas del año 2019
Cenas del año 2018
Cenas del año 2017
Cenas del año 2016
Cenas del año 2015
Cenas del año 2014
Cenas del año 2013
Cenas del año 2012
Cenas del año 2011
Cenas del año 2010
Cenas del año 2009
Cenas del año 2008
Cenas del año 2007
Cenas del año 2006
Cenas del año 2005
Cenas del año 2004
Cenas del año 2003
Cenas del año 2002
Cenas del año 2001
Cenas del año 2000
Cenas del año 1999
Cenas del año 1998
Cenas del año 1997
Cenas del año 1996
Cenas del año 1995
Cenas del año 1994
Cenas del año 1993
Cenas del año 1992
Cenas del año 1991
Cenas de años anteriores
 
LA ÚLTIMA CENA EN ...
 

SINSOMBRERO

 
Calle: Paseo de la Castella,4. Zona Salamanca. Madrid.
Teléfono: 91 577 52 39
Web: www.sinsombrero.es
Fecha: 21 de diciembre de 2019 CENA:
 
 
PRESENTACIÓN:
Cocina de mercado con toques de autor.
 

"En Sinsombrero te ofrecemos una propuesta gastronómica elegante y auténtica. Basada en el valor de lo sencillo y en el producto de temporada de calidad. Esto, unido a nuestra cuidada decoración inspirada en un club de los años 20 en versión modernizada, convertirá tu visita a Sinsombrero en una increíble experiencia. Nuestra carta, a cargo del reconocido cocinero Javier Goya (Rte. El Triciclo) como asesor gastronómico, busca “sorprender desde la sencillez” y conquistarte con platos increíblemente creativos, ejecutados magistralmente por Pedro Gallego. En el corazón del restaurante, su increíble barra semicircular te permitirá disfrutar del placer de la coctelería, con una increíble oferta de cócteles tanto clásicos como de autor para compartir desde el aperitivo hasta la hora del afterwork. Al lado de la chimenea y con vistas a la Castellana, enfrente del showcooking o en un ambiente más íntimo y relajado… cualquier espacio es bueno para disfrutar de Sinsombrero… lo dejamos a tu elección."

(Información extraída de su página web)

 
Fundado: 2018
Propietario: Suministros de Restauración Colón SL
Dirección  
Chef: Pedro Gallego
Asesor gastronom. Javier Goya
Sumiller:  
Interiorismo:

COUSI interiorismo

El precio medio estimado por persona en la fecha de la cena es de 45,00 €.

 
COMENTARIOS:

Entorno: En pleno centro de Madrid, en el Paseo de la Castellana. Difícil de aparcar.

Las cañas: Las tomamos en mismo restaurante. Fueron tres dobles de Estrella, a 3,50 € cada una, una doble sin alcohol, a 3,00 € y una copa de Ribera a 3,50 €. No pusieron aperitivo con las bebidas.

Nombre: Sinsombrero. La única referencia que hemos encontrado del nombre, aunque no sabemos si es por esto por lo que se llama así el restaurante, es la de un grupo de mujeres pensadoras y artistas españolas de la generación del 27, "Las Sinsombrero". El logo sin ir más lejos es un sombrero femenino.

Carta en la web: Si, sin precios y sin fotos de los platos.

Carta de vinos en la web: No.

Local: Amplio local en la Castellana. La fachada, acristalada a ambos lados de la puerta, tiene visillos a media altura que preservan la intimidad del interior. Se entra directamente a uno de sus salones, en frente, junto a una pequeña rampa que conduce al bar y a otros comedores, hay una pared en la que están colgados sombreros de todo tipo y que la gente aprovecha para ponérselos y hacerse una foto. La decoración es moderna y al parecer inspirada en los años 20. El suelo del salón de la entrada, donde estuvimos, es un mosaico de baldosas con rectángulos de colores blanco, gris oscuro y azul turquesa. El techo es de escayola y está dividido en cuadrados. Las paredes son beiges y hay zonas en las que hay espejos. La iluminación es variada con focos y lámparas en el techo y paredes. Nos situaron pequeño apartado rectangular, como si fuera el final de un pasillo. Alrededor un sofá en forma de "U" y en su centro una mesa ovalada. Estéticamente era bonito, con la estantería al fondo, las lámparas, los libros etc... parecía que estábamos en una casa, pero poco funcional, tanto para los comensales como para los camareros. El sofá si era cómodo. No pusieron mantel, tan solo unos salvamanteles oblongos sin forma definida. La cubertería moderna y alargada. La vajilla también actual, con platos blancos con dibujos de brochazos y gotas de pintura añil. Servilletas blancas. Ponen copas para el vino y se olvidan de poner vasos para el agua. El local estaba muy concurrido por cenas navideñas.

Comensales: Cinco, tres miembros de la cofradía, Antonio Arnáiz, Carlos y Antonio Ávila. Faltaron: Antonio de la Poza, Raul, Ricardo y Justo.

Acompañantes: Al ser la cena de Navidad nos acompañan la esposa de Antonio Arnáiz, Palmira y la de Antonio Ávila, Gloria.

Pan: Te ofrecen de tres tipos, de centeno, de aceite y blanco. Lo tren cortado en tiras o láminas. El más bueno el de centeno. Lo cobran junto con el aperitivo a 2,20 € por comensal.

Aperitivo:

Crema de zanahorias: Ponen cinco cucharitas de plástico con un poco de la crema y un "pico" o "colín" sobre esta. Sin nada que destacar.

Entrantes:

Callos, pata y morro a la madrileña: Los traen en una cazuelita de color azul con manchas marrones imitando ser vieja. Tienen el aspecto típico de todos los callos. Están suaves de sabor y como desgrasados. Algo picantes, aunque a alguno les pareció que debían serlo más. Buenos tirando a normalitos. Se pidió una ración a 15,00 €.

Rabas con mahonesa de lima: Los sirven en una fuente alargada moderna y de color marrón con manchas de igual color pero algo más oscuras. En el interior, en un lado, un recipiente negro de plástico con la mahonesa de lima. Son trozos alargados de calamar rebozado. Están buenos, poco crujientes pero ricos, mejor que los callos. La mahonesa muy buena. Se pidió un plato a 16,00 €.

Principales:

Merluza de pintxo, salsa verde de albahaca, gambas y patata: Coincidimos los cinco comensales en pedir la merluza. Las sirven en plato llano moderno. En el centro la porción de merluza, a un lado tres gambas y al otro tres trozos de patata con piel. Traen también una jarrita con la salsa verde de albahaca. Las gambas frescas y buenas. La merluza bien, aunque, a pesar de la salsa, se queda un poco seca. Se pidieron cinco platos a 18,00 € cada uno.

Postres:

Tarta de zanahoria: La sirven en uno de los platos llanos modernos de fondo blanco y manchas añil. La porción viene con azúcar glass por encima y cortada horizontalmente a media altura para rellenarla con crema. Se acompaña con un poco de helado, una mora y un arándano. La tarta estaba, a pesar de la crema, un poco seca. El helado sin sabor definido. Se pidió un plato a 7,00 €.

Tarta de queso cremosa con helado de frutos rojos: Lo sirven en un plato idéntico al anterior. La porción de tarta en el centro, casi desmoronada, y el helado al lado. Estaba exquisita a pesar del tipo de queso fuerte, cabrales o roquefort, con el que estaba hecha. Muy rica. Increíble el contraste de la tarta dulce con el potente sabor a queso. El helado bien. Se pidieron tres a 7,00 € cada una.

Torrija de brioche con helado de almendra: La sirven igualmente en un plato similar a los postres anteriores. A un lado la torrija en forma rectangular y caramelizada, al otro, sobre un poco de almendra picada, el helado de almendra. Este estaba bueno, sin embargo la torrija no alcanzó las perspectivas. Parecía hecha de pan de molde más que con pan brioche. No gustó. Se pidió un plato a 7,00 €.

Cafés e infusiones:

Fueron cuatro bebidas, un café cortado, un descafeinado con leche, un poleo y una manzanilla. Cada una a 1,80 €. No ponen nada para acompañar.

Vinos:

José Pariente Varietal Verdejo 2018: Vino blanco con denominación de origen Rueda. De la bodega de José Pariente (www.josepariente.com). Elaborado con uvas 100% verdejo. Bueno. Pedimos dos botellas a 24,00 € la botella. El precio aproximado de venta al público en una tienda es de 9,00 € la botella. El restaurante multiplica por casi tres veces el precio de venta al público en un comercio.

Copas: No pusieron chupitos.

Servicio: Decepcionante. La mesa era inaccesible para los camareros teniendo que pasarse, los propios comensales, los platos de uno a otro. No ponen vasos para el agua y hay que pedirlos. No traen una cuchara para servir los callos. El vino solicitado está agotado. Sirven el café antes del postre y este lo traen con retraso por lo que se queda frio. Se pide una manzanilla y traen té en su lugar. En fin muchos fallos en una sola cena.

Descuentos: No hubo.

Porcentajes: Del total del precio en factura de la cena, sin incluir las cañas ni las copas, el 73,3% corresponde a la comida y el 26,7% a la bebida.

La carta y la factura: Ambas contienen los precios con el I.V.A incluido, como debe ser.

Comentario final: Local amplio y espacioso. La decoración moderna y alegre. Bien iluminado. La comida, de calidad, está en general bien presentada y elaborada. Hubo cosas que gustaron y otras que no. Lo más apreciado la merluza y la tarta de queso. Lo más decepcionante el servicio y la situación de la mesa. En la factura y en la carta incluyen el I.V.A.

 
Antonio Ávila .
 
 
PUNTUACIONES:
 
AAv
AAr
APo
Car
Jus
Rau
Ric
6
6
-
5
-
-
-
 
PUNTUACIÓN MEDIA:

5,67

 
 
PRECIOS DE LA CENA POR PERSONA:
 
LA NOCHE DE LA CENA:
46,54 €
 
En el precio no se incluyen cañas ni copas.
 
Reservó Raúl.
 
Ver factura
 
La carta (19/12/2019):
 
 
Actualizada el 10 de enero de 2020
 
Notas: Las puntuaciones y comentarios que se expresan en esta web son referentes a las cenas y a las circunstancias concretas que concurren en cada una de ellas. No se juzga ni puntúa al restaurante.
 
 

 

 

 
 
VISITA Nº